EFEUSASan Juan

Todo restaurante o establecimiento de alimentos en Puerto Rico que tenga servicio de menú a la carta deberá proveer uno en sistema braille o alguna otra alternativa para las personas con discapacidad visual luego de que el Senado diera este jueves paso al Proyecto de la Cámara 1855 a esos fines.

Sin embargo, se excluyen de las disposiciones de lo que sería la Ley Natalie Aldahondo Matos, a todo establecimiento de comida que genere un ingreso bruto menor de 500.000 dólares cada año y tenga siete empleados o menos.

Asimismo, los establecimientos de comida no estarán obligados a identificar en el menú cuales de sus alimentos son confeccionados sin gluten, cuando en éste se provean productos temporales o con una duración de 90 días.

El senador independentista, Juan Dalmau, realizó una enmienda en Sala para que las empresas PYMES puedan tener una deducción especial de su obligación contributiva final de los gastos que incurran en la producción e impresión del menú braille en beneficio de esta comunidad.

"Ante el aumento de la población ciega en la isla es menester proporcionar alternativas como la presente, que abonan a la independencia y fomentan la autoestima y la salud emocional de este importante y productivo sector de nuestra sociedad", sentenció la presidenta de la Comisión de Bienestar Social y Asuntos de la Familia, Nayda Venegas, en la sesión de hoy del Senado.

Datos del censo de 2010 revelan que en Puerto Rico la población de personas con discapacidad visual es de cerca de 159.000 lo que motivó en el 2015 a la joven Natalie Aldahondo Matos a proponerle a diversas cadenas de restaurantes el que establecieran en su menú el sistema braille.

Con la aprobación de esta pieza legislativa, ya será mediante ley.

La pieza legislativa fue respaldada por el Departamento de Asuntos del Consumidor (DACO), la Oficina del Procurador del Ciudadano (OMBUDSMAN), el Centro Educativo para Ciegos e Impedidos de Puerto Rico, la Asociación Nacional de Ciegos, el Departamento de Salud y la Defensoría de las Personas con Impedimentos.

La medida, al ser enmendada, debe ser nuevamente evaluada en la Cámara de Representantes.