EFEUSASan Juan

La gobernadora de Puerto Rico, Wanda Vázquez, se reunió este viernes con representantes de distintos sectores sociales a poco más de una semana de acceder al cargo en un gesto de conciliación que no tuvo su predecesor, Ricardo Rosselló, para avanzar en la solución de los problemas de la isla.

La Fortaleza, sede del Ejecutivo, fue escenario durante toda la jornada de un desfile de representantes de grupos religiosos, sindicados, asociaciones sin fines de lucro y el presidente del Senado, un intento de la nueva gobernadora por buscar unidad entre sectores destacados en la vida del Estado Libre Asociado.

El intento de Vázquez por obtener apoyos y consenso contrasta con el aislamiento que sufrió Rosselló en los últimos tiempos de su mandato, cuando se refugió en su círculo más íntimo de colaboradores en un momento en el que desde todos los sectores sociales se pedía su dimisión.

Los representantes de los distintos colectivos valoraron positivamente las reuniones que mantuvieron con la gobernadora y señalaron que se trata de un buen punto de partida respecto al futuro y la solución de los problemas que afronta la isla caribeña.

El arzobispo de San Juan y primera autoridad de la Iglesia Católica en Puerto Rico, Roberto González Nieves, tras reunirse con la gobernadora de Puerto Rico, sostuvo que la isla precisa de mayor reflexión, después de la crisis política de las pasadas semanas que supuso la dimisión del exgobernador Ricardo Rosselló.

El líder de la Iglesia Católica sostuvo que la gobernadora mostró durante la reunión un "estilo distinto" al de otros mandatarios y que quedaron en volverse a reunir para analizar la evolución de los acontecimientos en el territorio caribeño.

En cuanto a los representantes sindicales, el presidente de la Unión de Trabajadores de la Industria Eléctrica y Riego (Utier), Ángel Figueroa Jaramillo, dijo que en el encuentro con la gobernadora se sacrificaron los intereses concretos en favor de exponer los problemas que afectan al conjunto del pueblo puertorriqueño.

Figueroa Jaramillo indicó que se quieren respuestas a las demandas de los sindicatos y que la gobernadora perdió la oportunidad hoy de dejar clara que su postura es de un no rotundo a la privatización de las empresas estatales.

La presidenta de la Hermandad de Empleados Exentos No Docentes (Heend) de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Jannell Mariana Santana, sostuvo por su parte que la gobernadora se mostró abierta a las reclamaciones de los sindicatos.

El presidente de la Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU), Ángel Rodríguez, indicó que la gobernadora mostró disposición para escuchar a los sindicatos y que tras la reunión el sentimiento es que han salido "medianamente satisfechos".

El presidente de la Federación Central de Trabajadores, Eric Sevilla, subrayó que en la privatización está el origen de la corrupción, por lo que pidió a la gobernadora que se detengan cualquier tipo de iniciativas en ese sentido.

El presidente de la Cámara de Representantes, Carlos Méndez, indicó que la reunión con la gobernadora fue cordial y sirvió para abordar los nombramientos pendientes.

Méndez resaltó que se trata este de un tema de vital importancia una vez que los nombramientos del Gobierno deben ser ratificados por las cámaras legislativas, por lo que es aconsejable que exista un consenso.

El presidente de la Cámara baja confirmó su apoyo a Vázquez y dijo que durante la reunión se comprometió a ayudarla en su trabajo hasta que se celebren las próximas elecciones en 2020.

"La gobernadora no ha hecho nada que haga pensar en revocarla", sostuvo Méndez.

El líder legislativo se comprometió además a apoyar a Vázquez ante Washington en el esfuerzo porque los fondos federales asignados para la isla tras los huracanes de septiembre de 2017 no se retengan a causa de los sucesos de las últimas semanas que supusieron la dimisión de Ricardo Rosselló.

Las organizaciones sin fines de lucro de Puerto Rico pidieron este viernes a la gobernadora ayuda para mantenerse activas y ofrecer un servicio que si no se prestara provocaría una auténtica crisis en el territorio caribeño.

Ana Iris Guzmán, directora de la organización Nuestra Escuela, dijo en conferencia de prensa que la reunión con la gobernadora sirvió para expresar a la jefa del Ejecutivo las necesidades de esas organizaciones sin fines de lucro.