EFE NewsMiami

La comisionada de Agricultura y Servicios al Consumidor de Florida, Nikki Fried, dijo este domingo que en el estado hay actualmente 10.593 personas hospitalizadas por covid-19 y advirtió del peligro de que se sobrepase la capacidad hospitalaria, si no se actúa para frenar la incidencia.

Desde agosto de 2020 no se había llegado a ese número de ingresados en centros médicos, dijo Fried, quien en una rueda de prensa desde la capital estatal, Tallahassee, mostró su alarma por el "rápido aumento" de los casos, las muertes y hospitalizaciones por covid-19 en Florida y pidió a los floridanos que "pongan cada uno de su parte" para pararlo.

Como ejemplo de la magnitud del repunte de la pandemia en el estado dijo que Florida, teniendo un 6,5 % de la población del país, da cuenta del 21 % de los casos nuevos.

CIFRAS "ESCANDALOSAS"

Fried, que aspira a ser la candidata demócrata a la Gobernación en 2022 y está enfrentada al actual gobernador, el republicano Ron DeSantis, dijo que solo "unidos" se puede lograr que disminuyan unas cifras "escandalosas".

Mencionó que los 21.638 casos nuevos de covid-19 reportados este sábado y las 108 muertes por covid-19 ocurridas en los siete días que van desde el 23 al 29 de julio marcan récords desde el inicio de la pandemia en Florida, en marzo de 2020.

En el periodo 23-29 de julio se registraron un total de 110.400 nuevos contagios y la tasa de positividad se elevó al 18,1 %.

Según fuentes hospitalarias, el 97 % de los hospitalizados por covid-19 en Florida no están vacunados.

Los hospitales están al límite de su capacidad y eso es "peligroso", dijo la comisionada de Agricultura y Servicios al Consumidor, un cargo electivo al que accedió en 2019.

Fried instó una vez más a DeSantis y el Departamento de Salud de Florida a volver a informar al público a diario de la marcha de la pandemia y no semanalmente como hace desde el 4 de junio.

La comisionada está supliendo la falta de información divulgando ella misma los datos que el Departamento de Salud de Florida le pasa a diario a los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de EE.UU.

TENDENCIA "POSITIVA" EN LA VACUNACIÓN

Aunque dijo que se está apreciando en Florida una tendencia "positiva" en las vacunaciones, que sumaron casi 335.000 entre el 23 y el 29 de julio, mientras en el periodo de siete días anterior fueron unas 288.000, Fried hizo hincapié en que es clave lograr que un número mayor de personas reciban la inmunización cuanto antes.

Al respecto se quejó de que en Florida no se ha puesto al alcance de la gente la información necesaria para que sepan que las vacunas son accesibles y seguras.

A los que no se han vacunado les dijo "ve y ponte la inyección hoy" y a los que tienen familiares y amigos que no lo hayan hecho todavía les conminó a convencerlos para que lo hagan cuanto antes.

Usar mascarillas en lugares cerrados, incluso las personas que están vacunados, y mantener la distancia de seguridad son también medidas necesarias en este momento, subrayó Fried.

Los expertos indican que detrás del aumento de la incidencia de la covid-19 en Florida está no solo que la tasa de vacunación se ha estancado sino la expansión de la variante delta, más contagiosa y peligrosa, según especialistas.

La variante delta representaba al menos el 83 % de los casos de covid-19 a nivel nacional, estimaron los CDC la semana pasada.

En Florida el porcentaje de personas mayores de 12 años vacunadas es de alrededor del 60 %.

El gobernador Ron DeSantis, conocido por su oposición a la política de los CDC y del epidemiólogo Anthony Fauci, al que acusa de querer imponer una "distopia", no ha tomado medida alguna para hacer frente al repunte de la pandemia en el estado.

Incluso se ha mostrado contrario a la decisión de los CDC de recomendar el uso de la mascarilla en lugares cerrados incluso para los vacunados y este viernes emitió un decreto para que las escuelas no puedan obligar a los niños a usar tapabocas cuando reabran en agosto.

De acuerdo con el decreto, serán los padres los que decidan si sus hijos van a la escuela con mascarilla.

"No habrá cierres, no habrá cierres de escuelas. No habrá restricciones ni mandatos en el estado de Florida. Los floridanos han tenido y seguirán siendo libres de elegir lo mejor para ellos y sus familias", señaló DeSantis este viernes.

Desde que se inició la pandemia en Florida nunca ha sido obligatorio a nivel estatal el uso de mascarillas, aunque sí hubo ordenanzas locales para exigir esa medida, pero ahora hay leyes que impiden a las municipalidades actuar de manera unilateral.