EFEUSAMiami (EE.UU.)

El Comité de Reglas del Senado de Florida decidió este lunes mantener la suspensión al exalguacil del condado de Broward Scott Israel, quien desde enero pasado fue apartado de su puesto por los errores que emergieron a raíz del tiroteo en la escuela de Parkland en 2018.

En una votación de nueve a favor y siete en contra, la mayoría republicana se alineo con la orden firmada por el gobernador de Florida, el también republicano Ron DeSantis, cuando decidió cesar de su cargo a Israel por incompetencia y negligencia en el manejo del tiroteo en la secundaria Marjory Stoneman Douglas y que acabó con la vida de 17 personas.

Por el contrario, siete legisladores demócratas votaron para que Israel sea reubicado en su puesto, tal como lo sugirió Dudley Goodlette, designado como mediador por el presidente del Senado de Florida, Bill Galvano.

El pasado mes, Goodlette consideró en un escrito que, aunque no se puede exonerar a Israel de los fallos durante el tiroteo en la escuela secundaria, el gobernador no demostró los motivos que justificasen su despido.

Tras la votación de este comité senatorial, será el turno del pleno de la Cámara Alta estatal pronunciarse sobre el tema en una votación prevista para el miércoles próximo.

Israel, quien fue elegido en 2012 y reelegido cuatro años después, fue suspendido el 11 de enero por DeSantis por la respuesta del departamento que dirigía cuando el 14 de febrero de 2018 el joven Nikolas Cruz entró a la escuela Marjory Stoneman Douglas armado con un fusil de asalto y mató a 14 alumnos y 3 adultos.

El mediador indicó que el gobernador, quien suspendió a Israel poco después de asumir el cargo, no ha ofrecido evidencias de cómo el oficial y su equipo, que "no están exentos de culpa", pudo evitar lo sucedido.

En su opinión, no se probó que las políticas, procedimientos o entrenamientos de la Policía condal en casos de tiroteos fueran inconsistentes con los estándares en Florida.

El gobernador mostró en un comunicado su disconformidad con la opinión del mediador y recordó que no es vinculante, por lo que los senadores estatales deberán emitir su "propio juicio independiente" sobre el suspendido alguacil, quien en su momento alegó que su cese estuvo motivado por razones políticas.