EFEWashington

El Gobierno distribuyó más de 15.000 millones de dólares en la cuarta cuota mensual de subsidios familiares para unos 61 millones de niños, y ha pagado desde julio más de 61.000 millones de dólares en esos beneficios, informó este viernes el Departamento del Tesoro.

Los subsidios familiares son parte de un crédito impositivo contenido en el Plan de Alivio promulgado en marzo por el presidente, Joe Biden, para aliviar las consecuencias de la pandemia de la covid-19.

Las familias elegibles para este subsidio han recibido pagos de hasta 300 dólares mensuales por cada menor de 6 años, y hasta 250 dólares por cada menor de 17 años.

"Desde julio, el crédito impositivo infantil ha dado asistencia mensual directa a las familias para ayudarles a cubrir los gastos esenciales en el hogar como la comida y el cuidado de los niños", dijo el subsecretario del Tesoro, Adewale Adeyemo.

"Es claro que este alivio fiscal ha mejorado significativamente las vidas de los niños en cada rincón del país y es por eso que el Congreso debe actuar para extender estos pagos mensuales así no terminan después de diciembre".

Según el Departamento del Tesoro, a pocas semanas de la primera distribución del subsidio la Encuesta de Hogares que hace la Oficina del Censo "mostró que el 55 % de las familias con ingresos medios había usado los pagos en comida, el 26 % en ropa y el 23 % en costos relacionados con la escuela".

Pero, a menos que el Congreso extienda el crédito impositivo, el gobierno distribuirá el último pago el 15 de diciembre y "las familias de estos 61 millones de niños encararán presupuestos mensuales más ajustados y dificultades para cubrir sus necesidades".

Dentro de su propuesta de Plan para las Familias, Biden ha pedido que este crédito impositivo por hijo se extienda hasta 2025, pero es poco probable que los republicanos, que ya se opusieron al plan de reactivación, den su respaldo a esta extensión de beneficios.